miércoles, 2 de octubre de 2013

El LG y Samsung preparan sus teléfonos con pantallas curvadas

Las pantallas flexibles son uno de los conceptos como tendencia para el futuro de los dispositivos móviles, y según los últimos datos LG prepara el primer terminal con esta característica: el LG Z, al que puede que también acaben llamando Z1 —¿qué opinará Sony de esto?—.

No será el único protagonista en este terreno, ya que la semana pasada Samsung confirmó la existencia de su smartphone con pantalla curva, probablemente una edición limitada del Samsung Galaxy Note 3 Activeque se lanzaría en el mes de octubre.

Este smartphone dispondrá de una pantalla cóncava como gran novedad —la imagen que ilustra este artículo es un render exagerado, por cierto—, y según ZDNet este móvil hará uso de una diagonal de 6 pulgadas. Se espera que este nuevo smartphone se lance antes de que acabe el mes de octubre.

Aunque hagan uso de pantallas flexibles, ninguno de estos dos dispositivos serán “flexibles” en sí mismos, y será interesante qué otros componentes se utilizan en estos terminales y cómo esa curvatura del diseño afecta tanto a la integración del resto de componentes de estos smartphones.