lunes, 18 de noviembre de 2013

Cómo mejorar el rendimiento de Steam en Windows

Steam es sin duda una plataforma revolucionaria en el mundo de los vídeojuegos, con una base de millones de usuarios que no para de crecer, y un sistema completamente optimizado para que los gamers accedan de la manera más rápida y sencilla a los títulos que desean y se concentren solo en jugar, no hay que rascarse mucho la cabeza para entender el por qué de su éxito.

Aunque como muchos ya sabemos, Valve trabaja en su propio sistema operativo: Steam OS; y cada vez más y más juegos llegan a Steam para Linux. La gran mayoría de los usuarios siguen usando Steam en Windows principalmente, y eso no va cambiar al menos en el futuro inmediato.

Aunque Steam es una plataforma muy bien desarrollada, no es perfecta, y dado que la variedad de ordenadores y componentes que se pueden adquirir es vasta, no todos los usuarios tienen exactamente la misma experiencia, y algunos sufren un poco más que otros. Optimizar nuestros juegos de PC usualmente requiere más trabajo que simplemente introducir un disco en una consola. Para mejorar el rendimiento de Steam y de nuestros juegos al máximo, hay algunas cosas que podemos hacer, y que tienen que ver con 3 aspectos diferentes: Windows, nuestro hardware y el propio Steam.

En Windows

Desfragmentar el disco duro:

Aunque Windows 7 y 8 manejan mucho mejor la fragmentación del disco que Windows XP o Vista, cuando tenemos archivos de juego grandes, especialmente en el caso de juegos sobre los cuales hemos instalado múltiples actualizaciones, DLCs, parches, mods, etc. Con el paso del tiempo, como sucede con todos los archivos en Windows estos se van fragmentando, podemos usar herramientas de terceros para desfragmentar nuestro disco duro con regularidad y mantenerlo optimizado, o simplemente programar el mantenimiento con la herramienta integrada de desfragmentación de Windows.

Limpiar el sistema de archivos innecesarios:

Ya que no solo de Steam vive el hombre, claramente usamos nuestro ordenador para más actividades que solo jugar. Si además navegamos por Internet, y manejamos todo tipo de archivos, nuestro sistema poco a poco se llena de "basura". Cookies. archivos temporales, historiales, cache, miniaturas, archivos de registro, etc. Una manera sencilla de limpiar nuestro Windows de todos este desastre, es usar la herramienta gratuita CC Cleaner.

Actualizar los controladores de vídeo:

Una de las cosas que más impacto causa en el desempeño de los juegos, son las versiones que tenemos instaladas de nuestros drivers. Tanto Nvidia como ATI constantemente lanzan actualizaciones para sus controladores, que podemos descargar directamente desde sus sitios web.

Muchas veces si compramos un ordenador con Windows de fábrica, éste tiene versiones antiguas de los controladores. O, a veces cuando nosotros mismos hacemos una instalación nueva de Windows, el sistema detecta controladores automáticamente y lo instala, pero estos nunca son los más reciente ni los mejores. Lo ideal es desinstalar los controladores antiguos y luego instalar los nuevos descargándolos directamente desde la página del fabricante.

La página de soporte de Steam, también ofrece muchas más opciones para ayudarte a actualizar los controladores de tu tarjeta de vídeo.

Deshabilitar aplicaciones que corren en el fondo:

Cuando vamos a jugar es importante que suficiente memoria RAM esté disponible para el juego, tener aplicaciones corriendo en segundo plano, o dejar muchos programas abiertos cuando lanzamos un juego hace que los recursos se dividan y esto causara un impacto importante especialmente en rango FPS.

En Steam

Verificar la inegridad de la caché del juego:

Si tienes problemas con un juego en especifico, Steam incluye una opción que nos permite verificar el caché del juego y reemplazar los archivos corruptos automáticamente. Para usarlo selecciona desde tu biblioteca de Steam el juego que deseas comprobar, haz clic derecho sobre el y luego en Propiedades.

En la pestaña Archivos Locales y luego presiona el botón Verificar Integridad de Caché del juego...

Espera que el proceso termine, y la ventana se cerrará automáticamente. Ejecuta el juego de nuevo para probar. Importante no ejecutar esta opción al mismo tiempo que procesos que demanden alto uso del sistema como la desfragementación del disco duro o el escaneado del antivirus.

Mejorar la velocidad del navegador de Steam:

Todos los que hemos usado Steam, sabemos que el navegador integrado que tiene es sumamente lento y más si lo compramos con navegadores como Firefox o Chrome. Se siente como si se arrastrara la mayoria del tiempo.

El problema parece originarse en parte por una incompatibilidad con las opciones de detección de Proxy de Windows. Para[solucionar esto, vamos al Panel de Control > Redes e Internet > Opciones de Internet, y en la pestaña Conexiones presionamos el botón deConfiguración de LAN, y en la ventana siguiente desmarcamos la opcióndetectar automáticamente la configuración.

Mejorar la velocidad de descarga de Steam:

Cada vez que descargamos un juego, Steam detecta automáticamente el servidor más cercano a tu ubicación. En caso de que estés experimentando descargas muy lentas, cosa que puede ocurrir a veces cuando hay mucho trafico como en el caso de juegos nuevos muy esperados, o especialmente cuando Steam lanza sus grandes y geniales ofertas. Desde las opciones del programa podemos cambiar manualmente el servidor. Solo haz clic en el menú de Steam, luego en Parámetros y en la pestaña Descargas, puedes cambiar la región por cualquier otra. Mientras más cercana a tu ubicación se encuentre la nueva región, mejor.

Hardware

Por ultimo, la alternativa más poderosa para mejorar el rendimiento de Steam y nuestros juegos siempre pasa por actualizar nuestro hardware. Podemos:

  • Añadir memoria RAM extra: fácil de instalar y poco costoso.
  • También podemos comprar un disco SSD y mover nuestra carpeta de instalación de Steam fácilmente desde las opciones de Carpetas de Bibliotecas de Steam. Es una alternativa más costosa, pero el rendimiento del ordenador en general mejora muchísimo, especialmente si lo usamos para instalar el sistema operativo.
  • Y por supuesto, también podemos comprar una tarjeta de vídeo más poderosa, pero está es una de las opciones más costosas, y no es una alternativa para las portátiles.

Si tienen algunos otros consejos para mejorar el rendimiento de Steam, que no mencionamos, no duden en compartirlos con nosotros en los comentarios.